header

26/9/14

Bye, bye, bye, bye... Ireland!

Dublín, Cork o Galway, tres destino en Irlanda que satisfarán tus necesidades de aprender inglés, rodeado de belleza verde, con una de las poblaciones más amables de Europa ¡y en euros! 

A un país como Irlanda nunca se le dice adiós, sino hasta luego. O adiós muchas veces. Seguro que si has visitado Irlanda o has coincidido con irlandeses te has dado cuenta de que, al menos al teléfono, un adiós sólo no es suficiente. ¡Así son ellos!

En cualquier caso septiembre llega a su fin y, como viene siendo habitual, nosotros mudamos de piel y de destino del mes, así que nos toca despedirnos de Irlanda y la magia con la que nos ha acogido durante este mes. 

Maravillas naturales como los Cliffs of Moher en County Clare.
Fuente: http://www.amazingplacesonearth.com/

Su historia, marcada siempre por su afán de libertad, por sus ganas de demostrar al mundo lo que ellos ya sabían: que son pequeños, pero que pueden con todo, los ha marcado y lo sigue haciendo. 

Muchos han sido los pueblos que han ido llegando a la isla, influyendo en su cultura y el el carácter de sus gentes. Desde los primeros pobladores llegados de Escocia, hasta los celtas que hoy en día siguen dominando la cultura, muchos han sido los pueblos que han tratado de dominar a los irlandeses: los romanos, que nunca llegaron a habitar la isla, aunque si tuvieron gran influencia en ella, como en el resto de Europa, y los ingleses, que aún hoy en día tienen influencia en la República (por ejemplo, los irlandeses conducen por la izquierda y mantienen el sistema de medición británico). 

Pero a día de hoy, la sociedad irlandesa es una sociedad única, difícilmente comparable a ninguna otra. Un total que no supera los 6 millones de habitantes en la isla, pero más de 80 millones en todo el mundo con orígenes irlandeses. 

Optimistas, aunque con ese punto místico y melancólico que sin duda les viene de su pasado celta. Es un pueblo amable y agradable, también acogedor, puede que por la consciencia que tiene de su pasado marcado por la migración, y será raro sin en las ciudades medias alguien te niega el saludo, mucho más la ayuda. 

Conocidos como los latinos del norte, por ese carácter apasionado, abierto y amistoso que puede verse bien reflejado en los pubs de toda la isla. Con un sentido del humor, en este caso sí, similar al británico, los irlandeses son muy dados a la conversación. Y, aunque de carácter tradicional, por lo general, es una sociedad muy tolerante

Si quieres leer más acerca de la historia y el carácter irlandés pincha aquí


Ocurre bastante que, cuando por fin nos decidimos a salir al extranjero para aprender inglés, no sabemos qué destino es el que más nos conviene. En este sentido, está muy claro que es una decisión más personal que otra cosa. 
Typical Irish character.
Fuente: http://www.classiclegacy.com/

En mi caso, cuando decidí salir a estudiar inglés me incliné por Irlanda. Lo cierto es que no sabía mucho del país, sólo que Gran Bretaña me daba bastante vértigo y para nada estaba dispuesta a cruzar el charco para estudiar inglés en los Estados Unidos

Durante mi año en Irlanda no solo tuve la oportunidad de descubrir el país, sino también a los irlandeses y nunca tuve ningún problema con el acento. Aunque puede que esto último se debiese a que mi conocimiento del inglés tampoco era tan extenso, lo que facilitó comenzar a hacer al oído desde cero. Entendía o no, pero no por el acento, sino por mi nivel. 

En cualquier caso, optar por Irlanda como destino para aprender inglés te permitirá beneficiarte de algunas ventajas tales como el nivel de vida, la variedad de ciudades en las que establecerse, sus gentes, su historia y los paisajes que inundan la isla. Porque una cosa es segura, en Irlanda llueve mucho, pero eso sí, cuando sale el sol la belleza no se le escapa ni al más ciego de todos. 


La República de Irlanda acoge cada año a un gran número de estudiantes que se matriculan, no sólo en sus escuelas, sino también en sus universidades, así como estudiantes de otros países que escogen la isla para realizar su curso de inglés y aprender idiomas. Esto se debe en buena parte a los beneficios conocidos de la enseñanza del país, a el carácter de sus gentes y otros puntos sobre los que ya hemos hablado, pero también a las facilidades para entrar en el país, en comparación con su vecina Gran Bretaña.



Algo que también influye en la elección de Irlanda como destino para realizar un curso de inglés es el coste de la vida. Para empezar, el hecho de no tener que cambiar las divisas es un punto muy a favor de los estudiantes. 

Irlanda es un país muy pequeño, en lo que a población se refiere. La zona más poblada es el este, pero son frecuentes las villas rurales. En cualquier caso, hay tres grandes ciudades en las que podrás realizar tu curso de inglés: Dublín, Cork o Galway, ¿con qué destino te quedas? 


Existen una serie de símbolos, muy apegados a la historia, y sin los que sería muy difícil comprender a Irlanda, su cultura y sus gentes. De la misma manera que no se entendería muchos de los sentimientos que la isla despierta, tanto dentro como fuera, debido al conflicto sufrido en el Norte de Irlanda durante el que murieron más de 3.500 personas en toda la isla, en Gran Bretaña y en algunas zonas de Europa. 

El conflicto irlandés se refleja a la perfección en la bandera de la República de Irlanda donde se aúnan los colores verde, referente al catolicismo profesado en el país; naranja, que representa a los protestantes del norte; y blanco, como símbolo de unidad y paz entre ambos pueblos. 

Sin embargo, el país ha superado ya esa época de terror y actualmente norte y sur conviven en paz con Gran Bretaña

Esto ha sido sólo una pequeña parte de todo lo que Irlanda tiene para mostrarte y sorprenderte. Si aún no estás muriendo de ganas por hacer un pequeño curso de inglés en el país donde el verde y la lluvia adquieren sentido propio, contáctanos, seguro que algo podremos hacer al respecto. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Participa! ¡Cuéntanos tu experiencia con los idiomas!