header

11/9/13

¿Estás preparado para el choque cultural?

Imagínate a ti mismo planeando tu primer viaje largo al extranjero: has preparado tu maleta, cuidando siempre los kilos para no pagar de más, has guardado fotos de la familia y los amigos, tienes tus billetes y algunas revistas o un libro para hacer el viaje más ameno y no olvidar tu lengua materna. 

Con todo esto quizás pienses que estás listo: Ready to go! Pero nada más lejos de la realidad. ¿Crees que estás preparado para el llamado choque cultural

Si crees que en la mayoría de los países la comida es la misma y las familias se reúnen siempre alrededor de una mesa para compartirla al medio día, que tienen un salón con televisión, un baño y los niños van al colegio. Entonces no sabes nada del mundo. 

Hace aproximadamente un año planeé mi viaje de mochilera a Tailandia y Malasia. Con sólo 8 kilos en mi mochila me sentía la reina del mundo y lista para emprender una increíble aventura. Nunca antes había estado en un país asiático, así que pensé que obtendría lo suficiente mirando folletos, fotos e historias en Internet. 

  • Los medios de comunicación hoy en día son capaces de retratar incluso al país más lejano. Todo el mundo puede ver los anuncios y las películas y conseguir una panorámica del país. 
  • Las agencias de viajes te informan sobre los hermosos templos que verás y la buena relación calidad - precio. 
En cierto modo es bueno que seamos capaces de reunir tanta información antes de nuestra partida, pero, por otro lado, de ninguna manera podrán explicarte o hacerte ver lo que descubrirás y experimentarás en tu viaje...

Al llegar a Asia, inmediatamente sentí el calor y la humedad del clima, algo a lo que definitivamente no estoy acostumbrada. Sólo unos segundos más tarde, el ayudante del hotel vino a saludarme con la sonrisa más amplia y, de inmediato, se hizo evidente para mí que los asiáticos son una de las personas más agradables que he conocido. Les encanta mostrar su cultura, su país, su comida y todo lo que puedan ofrecer. En ningún momento durante mi viaje por Tailandia y Malasia necesité hacer mi estancia más agradable. Por supuesto, tienes que acostumbrarte a los insectos, la "especial" higiene en los baños públicos y al ritmo de trabajo, con un estilo más pausado al que estamos acostumbrados.

La mejor manera de adaptarte o convivir con el choque cultural que experimentarás es no aferrarte demasiado a tu propia cultura y abrazar la cultura que estás a punto de ver y sentir. No hay llave mágica, simplemente debes tener la mente abierta y dejarte abrumar por la belleza de la gente, la cultura y la comida. Intenta algo nuevo, atrévete a hacer algo que nunca antes pensaste que harías e intenta no tener miedo de lo que pueda suceder.

El mundo tiene mucha riqueza por descubrir, y no es oro todo lo que reluce. Son las pequeñas cosas las que realmente te enseñarán estando en el extranjero. Te das cuenta de lo importante que es viajar y conocer. 

Una vez hube regresado de mi país, traté de poner en práctica estas cosas que aprendí en Asia: la hospitalidad de la gente, no hacer de la preocupación una actitud, el respeto que se muestra a la naturaleza y los animales... Porque a pesar de que se puedan tener buenas y malas experiencias en el extranjero, según la cultura en la que te desenvuelvas, siempre van a cambiar tu vida y te enseñará que salir al extranjero fue la mejor decisión que jamás hayas tomado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Participa! ¡Cuéntanos tu experiencia con los idiomas!