header

4/6/13

Del pijo al aventurero, tipos de turistas

El turismo es parte de nuestra vida, por eso hay tantos tipos como personas en el mundo.

Si lo piensas, viajar ha formado parte del ser humano desde siempre. Claro que nuestros antepasados viajaban por necesidad, en busca de tierras fértiles en las que cultivar hasta que finalmente comenzaron las civilizaciones sedentarias. Las griegos y romanos también dedicaban parte de su tiempo a viajar, principalmente con motivo religioso, como el peregrinaje a lugares sagrados.

Pero el turismo, tal y como lo conocemos en la actualidad, nació durante la Revolución Industrial cuando nace la burguesía y empiezan a explotarse nuevas formas de vida. Aunque la verdadera explosión se produce a partir del fin de la II Guerra Mundial. La necesidad de recuperarse lleva a la concesión de créditos al consumo, nace la clase media y comienza un boom que ha durado hasta nuestros días (in crescendo, por supuesto).

De entonces son ésas imágenes de familias completas en coches minúsculos, playas abarrotadas y puede que de ahí venga también la frase: “hacerse el sueco”, que alrededor de los años 60 comenzaron a llegar a nuestro país. Los suecos llegaban entonces a un país que hacía intentos por abrirse al exterior y traían consigo costumbres y maneras hasta entonces desconocidas en el país. Dentro de nuestra clasificación, los suecos en España serían turistas comodones.

Fuente: gutenver.tv
Los pijos.

¿Cuántas veces al hacer tu maleta has dicho: “esto por si acaso”? El problema es que con las líneas de bajo coste, esos ‘por si acaso’ han quedado reducidos a la nada, a menos que quieras dejarte los ahorros pagando por exceso de equipaje. Pero los pijos no. Ellos pueden permitirse viajar con todo en la maleta (ni que decir que no tiene por qué limitarse a un solo bulto). Modelitos varios para todo tipo de ocasiones, calzado, peluquería, mascotaEl objetivo de su viaje, más que conocer su destino, desconectar de la rutina o divertirse es dejarse ver.

¿Dónde los verás? Nueva York, Ibiza, Milán, Goa

Los estresados.

No, éste grupo no lo forman los que planifican su viaje con el objetivo de alejarse de la rutina y desestresarse, sino todo lo contrario, es el mismo viaje el que les convierte en personas estresadas. Lo planifican todo, no dejan nada al azar ni nada por ver, conocen de antemano cada lugar, cada descuento, saben dónde, cómo y cuándo deben ir a según qué sitios. Sea cual sea el destino que escojan ten por seguro que, si viajas con alguno de ellos, realmente podrás decir que has estado en ése lugar. Eso sí, te costará recuperarte de la paliza después del viaje.

Sus destinos: Roma, París, Madrid, Barcelona, NuevaYork… en definitiva cualquier ciudad.

Los comodones.

Son los que van, como diría mi madre, a mantel puesto. Es decir, son los de la pulserita. Hotel, todo incluido, excursiones y salidas nocturnas, todo organizado para que nada quede al azar, aunque salvando las distancias con el tipo anterior. Aquí todo es más pausado: no hay horarios ni prisas, cada uno se acuesta cuando le apetece y no hay que correr para llegar a tiempo al desayuno porque siempre pueden subírtelo a tu habitación ¡o llevártelo a la piscina! 

Como para todos, hay diferentes versiones que van a depender, por supuesto, del presupuesto, por eso podrás verlos en: Canarias, Riviera Maya, Grecia

El aventurero.

Soltero, deportista y con un trabajo estable que económicamente les permita navegar por la Antártida, confundirse entre minorías étnicas, perderse en el Amazonas o escalar cualquier gran cordillera asiática. Puede que viaje en compañía de una sola persona: un amigo o pareja que comparta aficiones, pero generalmente es un solitario. Mochila al hombro, compran sus billetes de ida y vuelta y lo demás queda en el aire. Puede, incluso, que tengan que fregar en algún restaurante a cambio de comida.

Los verás en Tailandia, Botswana, Patagonia Argentina, Croacia


En definitiva, clasificaciones hay cientos, ¿se te ocurre alguno curioso que no hayamos comentado? Si quieres contarnos qué tipo de turista eres o tus destinos fetiche, ¡déjanos tu comentario! 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Participa! ¡Cuéntanos tu experiencia con los idiomas!