header

27/6/13

La cara y la cruz de los españoles hablando inglés

Políticos o futbolistas hacen con frecuencia alarde de sus dotes con los idiomas, para sonrojo de las academias de la lengua y el resto de españoles.

Que los idiomas son la asignatura pendiente de los españoles es algo que nadie se cuestiona. Según un informe de la Cambridge University Press, hasta el 93% de los españoles reconoce que el inglés es su asignatura pendiente. Además, sólo un 10% de los españoles habla inglés de forma fluida y un 20% sería capaz de desenvolverse en este idioma, según el mismo informe.

Sin que sirva de excusa, es cierto que la pronunciación española, el sistema de vocales y la ventaja de idiomas como el alemán, que provienen de la misma rama idiomática que el inglés, nos llevan a estar a la cola.

Lo cierto es que muchos han sido los personajes públicos y políticos españoles que nos han dejado en evidencia como pésimos anglo-parlantes. Si bien es cierto, que cada vez hay más cantantes, actores o actrices y otros personajes de relevancia pública (aunque siempre haya algo que corregir, como vemos aquí) que nos demuestran que los idiomas no son barreras infranqueables para los españoles. 

Veamos la cara y la cruz de los españoles hablando inglés. Primero la cruz, así terminamos con mejor sabor de boca…
  • Cruz

Muchos de nuestros políticos han hecho sus pinitos con el inglés en público. Que conste que desde mi punto de vista está genial intentarlo, eso sí, cuando eres Presidente de un país o representante de cierta relevancia, no basta sólo con eso. Muchos son los ejemplos a destacar: el ex presidente del Gobierno José María Aznar y su mujer Ana Botella, otro ex presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, el Presidente actual, Mariano Rajo. Pero las videotecas tienen pruebas bastante antiguas. Aquí os dejo un enlace con videos bastante simpáticos, cuanto menos.




Aunque no sólo han sido nuestros políticos los que nos han hecho sonrojarnos por la vergüenza ajena. Sonadas han sido las últimas intervenciones en inglés de Sergio Ramos o el resto de la plantilla del Real Madrid durante las pasadas fiestas navideñas, así como comentadas algunas de las intervenciones que la actriz Penélope Cruz hace en inglés.

  • Cara
Saliéndome un poco del guión del inglés (porque lo raro es no saber inglés), esta semana hemos podido presenciar la presentación de Pep Guardiola como nuevo entrenador del Bayern de Munich. Su llegada y presentación oficial no ha dejado indiferente a nadie, ni siquiera a sus profesores de alemán. Y es que el catalán se ha estado entrenando durante los últimos meses para controlar uno de los idiomas más de moda últimamente. Y, como decía, no ha defraudado.


Ejemplos como este deben servirnos para animarnos y hacernos creer que no todo está perdido para los españoles en cuestiones de idiomas. Vale, es más que probable que Guardiola haya contado con profesores de primera, pero sin la voluntad de uno mismo por aprender no iremos nunca a ninguna parte. ¡Tenedlo muy en cuenta!

A parte de esta reseñable intervención, me sorprende escuchar a otra política hablando un inglés más que correcto, desde mi más humilde opinión. Es cierto, también hay que decir, que como bien cuenta la propia entrevistada, Esperanza Aguirre, tuvo la oportunidad de estudiar en un colegio bilingüe, algo inaccesible para gran parte de la ciudadanía española. Sin embargo eso fue a una edad bien temprana, por lo que al igual que a Guardiola, le debemos reconocer el mérito de haberse esforzado por mantener cierto nivel.  


En definitiva, como dice el refrán: querer es poder. Poner de nuestra parte y practicar siguiendo sencillos trucos es fundamental para aprender un idioma, si no es a hablarlo a la perfección, al menos para poder mantener una conversación, poder viajar al extranjero y defenderte, escuchar música, ver películas y, lo que es más importante, desbancar los estereotipos y demostrar que los españoles sí que podemos hablar otros idiomas: inglés, alemán, francés, ruso, chino... 

Como siempre, estamos deseando leer vuestros comentarios... 

25/6/13

4 festivales para perderse en el país vecino

Portugal consigue combinar a la perfección días de playa y relax con noches de fiesta interminables durante el verano.

Quizás es porque sé que este año no tendré vacaciones, por eso estoy más ansiosa de verano que nunca: me emociono con el primer rayito de sol, suspiro cuando veo vuestras fotos en Facebook y, aún así, trato de buscar los mejores planes para que vosotros, seres afortunados, tengáis el mejor y más amplio de los abanicos para elegir hacer de este verano, vuestro verano.

Siempre he vivido muy cerquita de Portugal y ahora que lo tengo lejos creo que no le saqué todo el partido que pude… por eso quiero aconsejaros, dentro de lo bueno, lo mejor.

El verano es época de festivales, camping y playa. Y si lo combinas todo tendrás el mejor de tus viajes. Así que venga, prepara la mochila: un bañador, pantalones cortos, alguna sudadera para las noches, que siempre refrescan en las zonas costeras, calzado cómodo y ¡listo! Ah, importante, no olvides un gran grupo de amigos con el que compartir las largas veladas propias de estas fechas…

Empecemos por el principio:

  • Sumol Summer Fest en Ericeira. Los días 27, 28 y 29 de junio, o sea, ya mismo. Uno de los festivales más dinámicos de la zona y muy recomendado para los amantes del skateboarding.  Además del camping y un cartel con nombres como Netsky Live Band, Morgan Heritage, Tarrus Riley o Dub Inc. Este festival ofrece el transporte a todos aquellos que hayan adquirido su entrada y salgan desde Coimbra, Porto o Faro
La primera noche tendrá lugar la fiesta de bienvenida en la que ir conociendo a tus vecinos de tienda e ir entrando en el ambiente festivalero. Además los skaters tendrán a su disposición una zona expresamente preparada para que puedan practicar entre concierto y concierto.

Un cartel de lo más completo con grupos archiconocidos como Green Day o Depeche Mode, aunque aquí tienen cabida una gran variedad de estilos, solistas o grupos musicales: Lazer Mike DJ, Matias Aguayo, Zé Pedro Moura o Kaspar. 

Además podrás disfrutar de todo lo que Lisboa puede ofrecerte: la magia de las calles de su casco antiguo, sus gentes y situaciones que sólo experimentarás una vez allí. Además, algo que no puedes dejar de probar si visitas a los vecinos es su gastronomía: arroces, mariscos frescos, dulces deliciosos o el bacalao en cualquiera de sus modalidades.

  • Super Bock Super Rock del 18 al 20 de julio en la playa de Meco en Sesimbra. Tan cerquita de Lisboa que quizás quieras empalmar ambos. Se trata de uno de los festivales más consagrados del verano portugués, este año celebrará su 19ª edición y su cartel es uno de los más completos: Arctic Monkeys, The killers, Julien Bracht Live, Miss Lava o Digitalism Dj Set, entre otros muchos.
    Super Bock Super Rock.
    Fuente: http://www.bsides.es/recomendaciones-optimus-alive-2013-2/
En plena Albufeira portuguesa, en 2012 establecieron parcelas en las que llevar a cabo los conciertos con el fin de minimizar al máximo el impacto ambiental en la zona. Los objetivos se alcanzaron por lo que desde entonces se vienen repitiendo iniciativas de tipo ecológicas y destinadas a conservar el espacio natural que rodea al recinto.

Ya ves, diversión en buena compañía y ¡en verde!

    Festival do Sudoeste.
    Fuente: http://dancelandia.blogspot.be/2011/05/festival-sudoeste-2011-cartaz-e.html
  • Festival do Sudoeste en Zambujeira do Mar. Del 7 al 11 de agosto en el Algarve portugués es también uno de los más solicitados y eclécticos de entre todos los festivales estivales más completos con camping y gran cartel. Desde Pitbull hasta Janelle Monáe, pasando por Solange Knowles (hermana de Beyoncé), Calvin Harris, Don carlos o Orelha Negra, completan uno de los festivales más largos del verano. 
No está realmente situado en la playa, pero si muy cerquita para que podáis descansar alguna mañana o desconectar cuando el cartel no os convenza. ¡Hay tiempo para todo!

En fin, si después de todo esto sigues pensando qué hacer en verano déjame que te muestre algo más…

Playa de Zambujeira do Mar. Fuente: http://blog.rumbo.es/rumbo/rumbo-es-ruta-vicentina.html
Estamos deseando leer tus comentarios y si lo que quieres es sumergirte también en el idioma portugués, lee aquí

24/6/13

Viaje al Sur de Norte América

Aunque la mayoría de las personas optan por visitar los famosos East y West (Nueva York o Los Ángeles), los estados del sur de los EE.UU. tienen para ofrecer mucho más de lo que piensas.

Ozark National Forest, Arkansas. Photograph by Peter Essick, National Geographic
Puedo oírte pensar: qué hermosa imagen… Este impresionante panorama, sin embargo, es completamente desconocido por la mayoría de la gente. Os hablo de Arkansas, uno de los estados del sur de los EE.UU., rodeado por Louisiana, Texas, Oklahoma, Missouri, Tennessee y Mississippi.

Aunque la mayoría de las personas optan por visitar los famosos East y West (Nueva York o Los Ángeles), los estados del sur de los EE.UU. tienen para ofrecer mucho más de lo que piensas.

La zona sur es conocida por su particular cultura estadounidense, la que a menudo vemos reflejada en las películas del oeste salvaje. Este subcultivo regional es uno acerca de los cuales más se ha escrito y estudiado en los EE.UU. Aunque la mayoría de la gente piensa en estos estados como conservadores, religiosos o rurales, lo cierto es que tienen una cultura rica y vibrante que bien valen una visita.

Durante muchos años la cultura del sur fue lo único conocido en los EE.UU. Soul, gospel, rock and roll, country y jazz son todos los productos de estos países (no olvidemos mencionar que el propio Elvis nació en Mississippi), y aún tienen impacto en el país en estos días.

Pero volvamos sobre lo que se puede hacer en los estados del sur. A continuación os dejo una breve descripción de lo que debes hacer cuando los visites, tanto si está en tus planes próximos como si quieres organizar una visitilla después de leerlo:

Arkansas - no te pierdas la experiencia de la música en vivo durante la primavera en Wakarusa Music Festival y acampar en la Montaña Mulberry, en el noroeste de Arkansas, el Toad Suck Daze en Conway o el Riverfest en Little Rock.

Louisiana – en Avery Island tendrás acceso al santuario de la vida salvaje, donde los visitantes podréis caminar o conducir entre 250 hectáreas de flora y fauna subtropical.

Tejas - Texmex, la famosa comida de este estado, sin duda, ¡bien merecen el viaje! Tortillas rellenas de salsas, carnes y quesos. Nachos, chili con queso, fajitas y salsas calientes son muchos de los platos que Texas ofrece. Platos influenciados principalmente por la cocina mexicana.

Oklahoma - el vaquero como símbolo nacional o el Western Heritage Museum, situado en la ciudad de Oklahoma, donde podrás ver la Galería de Rodeo Americano y la colección del vaquero americano.

Mississippi - la ciudad de Indianola organiza cada junio el festival de bienvenida B.B. King. La gran barbacoa del sur es también ofrecida en el festival.

Tennessee - Nashville es, por supuesto, la capital de la música country del mundo, pero además Tennessee ofrece las Great Smoky Mountains, Dollywood (el parque de diversiones de Dolly Parton) y Graceland (la mansión de Elvis en Memphis).

¿Qué? ¿Ya estás pensando en cómo ahorrar para el billete? ¡Puedes, además, alquilar una caravana! No olvides unas buenas botas de vaquero y un sombrero que harán de tu viaje algo maravilloso.

Y para aquellos que estén interesados en estudiar en un High School americano en cualquiera de estos estados puedes ver lo que ofrecemos, aquí, aquí y aquí


Artículo original: Yashira Groenendijk 

21/6/13

Veraneando, se va el tiempo volando

Hoy empieza oficialmente el verano y para que no sientas que pierdes el tiempo, aquí nuestras recomendaciones.

¡Ya está aquí el verano!
El inicio de las estaciones viene determinado por la posición de la Tierra en relación con el sol, sin embargo, las tradiciones basadas en fenómenos astrónomos o meteorológicos, y las costumbres agrarias de las diferentes culturas marcan el comienzo del verano en épocas muy dispares según el país al que queramos referirnos. Por ejemplo, en los países de tradición céltica como Irlanda e incluso en algunas zonas gallegas, se celebra el comienzo del verano el 1 de mayo, momento en que comenzaba la mitad luminosa del año, se cultivaba la tierra y había más claridad para disfrutar del día. 

Pero de manera generalizada, en el hemisferio norte se considera que el verano comienza siempre el 21 de junio. Efectivamente, la fecha exacta puede variar en función de la declinación de la Tierra, la posición en su órbita y otras cuestiones en las que no vamos a entrar…

Curiosidades:
  • Pensamos erróneamente que éste es el día más largo del año, cuando el sol sale antes y se pone más tarde, sin embargo el día en que salió antes fue el 14 de junio y en el que se pondrá más tarde será el 27 de junio.
  • Solemos también pensar que es el día en que hay mayor distancia entre la Tierra y el Sol, pero éste se prevé para el 5 de julio.
  • El inicio del verano puede variar entre 3 fechas diferentes, la más temprana será éste año y la más tardía se prevé para 2096.
Pero el verano es mucho más, son vacaciones, terracitas, playa, piscineo… No sólo los días son más largos, sino que esta cualidad hace que sintamos que tenemos más tiempo libre para disfrutar de acontecimientos que sólo tienen lugar en éste época del año ¡Lo estás deseando!

  • El solsticio de verano. Las culturas celtas en el hemisferio norte y los mayas en el sur demuestran su culto al sol éste día. Stonehenge en el sur de Inglaterra, son unos famosos dólmenes que datan del megalítico. Cada año, cientos de personas se reúnen en torno a la construcción para esperar la salida del sol. Éste día el sol sale atravesando el eje de construcción Una celebración muy similar, con una construcción muy parecida y un resultado casi exacto se celebra cada año el 21 de diciembre en el andino Lago Titicaca, entre Perú y BoliviaPero también en Egipto las Pirámides se construyeron de tal manera que permitían la veneración del dios Sol, los romanos lo celebraban con hogueras y en España, en los dólmenes de Antequera, también puede observarse el sol en una situación única y sólo visible éste día del año.
Hogueras de San Juan. Fuente:
http://www.redaragon.com/blogs/nocturnologia/noticia.asp?pkid=284
  • La Noche de San Juan. Generalmente se considera ligada al solsticio de verano, sin embargo actualmente se celebra la noche del 23 al 24 de junio por la influencia cristiana. La festividad originaria, como digo relacionada con el solsticio de verano, estaba ligada al fuego, con las hogueras se buscaba dar fuerza al sol antes de que los días comenzasen a decrecer. Se celebra con hogueras, fuegos artificiales y otros rituales que incluyan fuego o agua, con los que se buscaba la purificación del alma y liberarse de los malos espíritus. Estas celebraciones se llevan a cabo en España, Portugal, Noruega, Dinamarca, Suecia, Finlandia, Estonia o Reino Unido, pero también en el hemisferio sur en Brasil, Chile, Perú, Venezuela, Bolivia
En las costas españolas, las hogueras y los baños a media noche son de obligada visita para creyentes y paganos. Una noche única que no puedes perderte.

Lluvia de estrellas. Fuente:
 http://astrologoenrique.blogspot.be/2012/08/12082012-de-estrellas-perseidas-una.html
  • Perseidas o Lágrimas de San Lorenzo. Tienen lugar entre mediados de julio y finales de agosto, aunque el punto fuerte este año será en las noches próximas al 12 de agosto. No son más que meteoros a gran velocidad que sólo pueden ser observados en las regiones australes por la inclinación de la Tierra en estos momentos. Por supuesto aquí también se deja sentir la influencia de la religión cristiana: la proximidad con la festividad del santo llevó a muchos a decir que eran las lágrimas de éste durante su sufrimiento en la hoguera. La cantidad de meteoros, así como el buen tiempo, la posición de la Luna… hacen que sean una de las lluvias de estrellas más conocidas y seguidas por el gran público.
Si tienes la oportunidad de verlas desde la playa, en mitad del campo y con buena en compañía convertirás una noche cualquiera de verano en una noche mágica.

¿Te ha gustado? Como siempre estamos deseando leer vuestros comentarios y experiencias.

12/6/13

Clara, una Erasmus en Bruselas

Cómo una Beca Erasmus puede cambiarte la vida, o al menos el punto de vista desde el que la miras


Hoy os presento a Clara, una joven cántabra de 21 años, por ahora, como dice ella. Ahora está de exámenes, pero me ha hecho un huequecito para que charlemos sobre su año en Bruselas. Llegó aquí en septiembre y sin dudarlo dice que repetiría, pese a que cuando le concedieron Bruselas se decepcionó bastante.

Estudia en la HUB (Hogeschool-Universiteir Brussels), la Universidad Europea, la licenciatura en Administración y Dirección de Empresas (Bussines Administration). Y asegura que ha sido aquí donde ha descubierto aquello que realmente quiere hacer. ¡Seguid leyendo y entenderéis el por qué!


¿Por qué escogiste Bruselas? ¿O es que no te quedó otra?
Era una opción. Bueno, realmente estaba entre mis 10 opciones. Ya sabes que para solicitar la beca Erasmus debes hacer una lista de 10 destinos según tus preferencias. Realmente yo buscaba un destino de habla inglesa, por eso cuando me dieron Bruselas me decepcioné. Pero luego me hablaron bien de la ciudad y me dijeron que se habla inglés, así que en seguida cambié de parecer y me ilusioné otra vez. ¡Yo soy así! Me llevo una decepción, pero en seguida me vuelvo a ilusionar. Pero sí, Bruselas da morbillo, por todas las Instituciones Europeas

No quita la sonrisa mientras hablamos. Me cuenta que es una chica deportista y viajera. “Mi madre no me deja que me quede en casa sin hacer nada”. Y eso está muy bien le digo, porque muchas veces perdemos demasiado el tiempo, más hoy en día gracias a las nuevas tecnologías…

El alojamiento era un punto importante y tutorizada por la Universidad contactó con una residencia, aunque finalmente no la aceptaron. Fue entonces cuando la encontró, aunque siempre la había tenido presente: Traversière.

            ¿Qué tal el tema del alojamiento, la convivencia…?
Al principio estuve en otra residencia, aunque de la misma empresa que Traversière, porque aquí no había plaza, pero sabía que quería venirme aquí. Está mucho más cerca del centro y mi Universidad está en el centro de Bruselas. Hice la mudanza a principios de noviembre. Después he conocido gente que ha estado en la otra residencia y me alegro de haber venido aquí. Yo quería ambiente internacional para practicar el inglés y en la otra, por lo visto, había muchos españoles. Lo cierto es que en ésta también, cuando llegué se escuchaba mucho español, pero va por épocas. Ahora hay gente de muchos lugares diferentes. Aunque también es verdad que no hago mucha vida aquí.

Clara buscaba un entorno internacional y joven y en Traversière lo encontró. Es una residencia donde se alojan chicos jóvenes que vienen a pasar sus años Erasmus o el tiempo que duren sus prácticas, la mayoría en las Instituciones Europeas. Está, como bien comenta Clara, muy cerca del centro, próximo a las Instituciones y muy bien comunicado por metro, tranvía y autobús.

La verdad es que la cocina es la mejor forma de conocer a la gente aquí. Yo lo tengo todo en mi habitación. Pero al principio sí que hacía más vida en la cocina y estuve más con la gente de la residencia, pero empezó a llegar gente nueva y…

Parte de su habitación, un estudio con cocina, ducha y baño privado. 
         
Vista del estudio de Clara desde otra perspectiva.

            Después de casi 9 meses, ¿qué balance haces?
No es lo que me esperaba. A ver, está mal decirlo, pero me habría gustado estar más con gente internacional para haber hablado más inglés. Pero he madurado. Sobre todo éste año me ha cambiado a mí, ahora estoy más segura de mi misma y he ganado amistades europeas: tengo dos amigas españolas, una italiana y un amigo de Azerbaiyán.
Menos por los estudios, me voy contenta. Es que no me concentro muy bien, siempre estoy pensando en el futuro y no me centro en lo que tengo que hacer ahora, que, como dice mi madre, es estudiar.

            ¿Un consejo para los que vayan el año que viene o para los indecisos que se estén pensando pedir la beca el año que viene?
Que la acepten, que no la rechacen. Aunque se vayan al sitio más recóndito, que lo acepten. Conozco a gente que se ha ido de Erasmus y sólo una chica que no acabó muy contenta, pero porque se fue a Hungría y, pese a estar en la tercera ciudad más grande del país, era muy pequeña. De todas formas yo creo que realmente su carencia fue el idioma, por eso no aprovechó todo lo que podría haber aprovechado.

Clara asegura que las experiencias fuera de casa, en otros países y con otros idiomas sirven, sobre todo, para suplir carencias. Cada uno las que tenga. Hay quien no ha disfrutado de las fiestas o quien no ha conocido buenas amistades, para aprender un nuevo idioma o, como en su caso, la experiencia de vivir en el extranjero te obliga a madurar, a creer en ti mismo y a valorarte. Valores, valga la redundancia muy importantes, como ya comentamos en nuestro post sobre Gap Year
            
            ¿Y cómo ves tu futuro?
Infinito. Quiero decir que no me veo trabajando, no creo estar preparada. Pero bueno ahora sé lo que quiero estudiar cuando acabe y ha sido gracias a dos profesores de aquí. Yo siempre he sabido que quería hacer algo relacionado con ayudar a los demás y ellos tocaban mucho el tema en sus clases. Así que el año que viene quiero hacer un Master en Recursos Humanos. Pero quiero estudiar en español. ¡Soy negada para los estudios en español, imagínate en otro idioma!

            Entonces, ¿no te planteas trabajar en el extranjero?
Bueno, yo soy viajera. A largo plazo sí que me gustaría trabajar en el extranjero, pero sólo en algún país de habla inglesa como Estados Unidos o Canadá. No me gustaría nada ningún país de Europa del Este por el clima y porque la gente es más fría, aunque si me dicen que hay un trabajo y que hablaría en inglés ¡pues claro! Lo aceptaría.

            Hablas mucho del inglés y me da la sensación de que tienes cierto amor por ése idioma, ¿de dónde viene?
Clara en el Atomium. 
Pues la verdad es que no fue hasta segundo de carrera, cuando me di cuenta de que todo el mundo lo hablaba menos yo. Me sentía una cateta en la universidad y me dije ¡no! Ya me gustaba el inglés, pero nunca había tenido nivel. Así que ése verano me fui a Irlanda con unafamilia de acogida y el verano siguiente a un campo de trabajo en Alemania y antes de venir a Bruselas me saqué el FIRST.

Pese a comentar que no sabe qué quiere hacer en el futuro, tiene las ideas muy claras. Quizás el perfil de los jóvenes españoles está empezando a cambiar. Es posible que se esté gestando una generación que sepa valorar lo importante que es abrirse al mundo y para ello no hay más camino que el de aprender idiomas y salir de casa. Clara confiesa, además, que su estancia en Bruselas le ha movido el gusanillo por el francés y es el segundo idioma que quiere aprender.

            ¿Qué opinión te llevas de la ciudad?
Pues tiene su encanto, aunque hay cosas que no te imaginas hasta que las ves: el tema de la basura, la zona fuera del centro es muy sucia, hay gente extraña… pero tiene algo que engancha, es muy tranquila. A mí nunca me han robado. ¡Claro que a alguna de mis amigas les han robado!, pero yo soy una mezcla entre valiente e inconsciente y suelo llevar el bolsillo de mi mochila abierto, así no parezco tan guiri, es lo más importante al final.
Clara en el Parque del Cincuentenario.
En el fondo me gustan de Bruselas muchas cosas, me gustan mucho los parques y aquí hay muchos, he estado en el Atomium, ¡es impresionante! También en Grand Place, por supuesto, el Palacio de Justicia… A los museos por ejemplo no he ido, me gusta más el arte de la calle. Los cuadros y las cosas que suele haber en un museo no me interesan.

            ¿Y en cuanto al precio de la vida?
¡Pues no es tan caro como me pensaba! Bueno, claro que un café o salir es más caro que en Santander cuando salgo, sobre todo porque aquí tienes que pagar entradas en todos los sitios. Pero lo cierto es que a la hora de comprar tienes Aldi o Lidl y es más o menos como en España.

Aunque suene mal, dice, no ha echado mucho de menos porque habla a menudo con sus padres por Skype, sus amigas han venido a verla y ha hecho buenas amistades aquí, además va a clases de pilates, estudia y va a la facultad, así que le queda poco tiempo para echar de menos. Sin embargo confiesa que conforme se acerca la fecha de su regreso tiene más ganas. Para éste verano tiene una lista enorme de planes: empezando por su graduación en su facultad en Santander y pasando por una visita a sus amigas de la Erasmus en Sevilla.

Desde Easy Languages te deseamos la mejor de las suertes para tus exámenes y para el resto de tu carrera. 

10/6/13

Donde fueres haz lo que vieres

No hay que irse muy lejos para ver cómo las costumbres cambian en comparación a los hábitos más extendidos en España

Los españoles, que somos muy nuestros, tenemos la fea costumbre de no adaptarnos a los hábitos de los lugares a los que vamos. Hasta ahí todo normal. El problema llega cuando no sólo no aceptamos que las cosas pueden hacerse de manera diferente a la que estamos acostumbrados, sino que encima lo ridiculizamos y creemos que lo nuestro es lo único válido y lo mejor.

Debo reconocer que es difícil adaptarse a las costumbres, los horarios, las comidas y un largo etcétera de los países anglosajones, aunque es innegable que su modo de vida es, a la larga, más saludable que el español, al menos en lo que a horarios de comida se refiere. También, aunque aquí si depende bastante de la persona, suelen relajarse más en su tiempo libre, que es sagrado.

La idea de éste post me surgió el otro día cuando me topé con un simpático grupo de chicos españoles. Vivo en Bruselas y éste fin de semana ha hecho un tiempo particularmente bueno. Tanto es así que decidimos ir a pasar el día a la playa. Como era de esperar, cuando vine aquí hace dos meses ni en mi maleta ni en mi cabeza hubo cabida para pensar en verano, de manera que el sábado fui corriendo a comprarme un bikini. Iba más feliz que una perdiz porque el sol pegaba que daba gusto e ¡iba a ir a pasar el día a la playa! 

El caso es que de repente, un grupo de chicos que iba detrás de mi empezó a reírse y a hacer burlas. Yo llevaba chanclas y levaba camiseta de manga corta. “¡¿Qué, te vas a la playa?!”, gritaban en español aprovechándose, ignorantes ellos, de que yo no podía entenderles. Pero yo, que soy más chula que un ocho, me volví con una sonrisa de oreja a oreja y les dije: “¡Sí!”. Se quedaron tan planchados que hasta redujeron el paso.

Así que, si vas a salir de España, aquí te dejo mis consejos:
Fuente: http://www.terra.cl

  1. Viste como ellos. En la mayoría de Europa los días de sol se pueden contar con los dedos de una mano, por lo tanto, si ves que la gente viste de verano a la mínima, por algo será. Imítalos. Con el tiempo te darás cuenta de que o lo haces en ése momento o nunca podrás estrenar tus camisetas de manga corta, los pantalones cortos o las últimas sandalias que te compraste.
  2. Habla su idioma. Si sales de España (supongo), uno de los motivos será practicar otro idioma. Háblalo. Practica todo lo que puedas, si es necesario vete al supermercado o pega la oreja en las conversaciones que puedas escuchar en el bus o por la calle. Y si finalmente vas a estar rodeado de hispanohablantes, por lo menos vigila lo que dices en público. Según el Instituto Cervantes, en 2012 había casi 500 millones de hispanohablantes en el mundo.
  3. Come su comida. No es que vayas a Tailandia y te vayas a comer cualquier cosa que veas en el primer puesto ambulante. Pero ante la duda, mejor comer lo que tiene el de la mesa de al lado que arriesgarte a innovar y acabar dejando el plato entero.
  4. Respeta sus costumbres. En Europa está todo bastante estandarizado, sin embargo, si vas a visitar algún país de Asia o África, sobre todo, debes poner especial cuidado en detalles que en nuestro entorno no tendría ninguna importancia, pero que en estos destinos puede constituir una ofensa importante, como enseñar las asilas en India, cubrirse la cabeza en los países árabes o, en el caso de Canadá, usar perfume en determinados sitios está penado por ley. Como puedes ver en éste enlace
En definitiva, donde fueres haz lo que vieres. Esto no significa renunciar a tus costumbres, sino integrarte en el país que te está acogiendo. Hay hábitos a los que nunca, por mucho que nos esforcemos, podremos acostumbrarnos, puede que nos resulte difícil o que, simplemente, no queramos hacerlo. De cualquier modo lo que siempre debe prevalecer es el respeto.


¿Alguna vez te ha pasado algo parecido? Déjanos tu comentario o cuéntanos tu historia estaremos encantados de publicarla en nuestro blog. 

4/6/13

Del pijo al aventurero, tipos de turistas

El turismo es parte de nuestra vida, por eso hay tantos tipos como personas en el mundo.

Si lo piensas, viajar ha formado parte del ser humano desde siempre. Claro que nuestros antepasados viajaban por necesidad, en busca de tierras fértiles en las que cultivar hasta que finalmente comenzaron las civilizaciones sedentarias. Las griegos y romanos también dedicaban parte de su tiempo a viajar, principalmente con motivo religioso, como el peregrinaje a lugares sagrados.

Pero el turismo, tal y como lo conocemos en la actualidad, nació durante la Revolución Industrial cuando nace la burguesía y empiezan a explotarse nuevas formas de vida. Aunque la verdadera explosión se produce a partir del fin de la II Guerra Mundial. La necesidad de recuperarse lleva a la concesión de créditos al consumo, nace la clase media y comienza un boom que ha durado hasta nuestros días (in crescendo, por supuesto).

De entonces son ésas imágenes de familias completas en coches minúsculos, playas abarrotadas y puede que de ahí venga también la frase: “hacerse el sueco”, que alrededor de los años 60 comenzaron a llegar a nuestro país. Los suecos llegaban entonces a un país que hacía intentos por abrirse al exterior y traían consigo costumbres y maneras hasta entonces desconocidas en el país. Dentro de nuestra clasificación, los suecos en España serían turistas comodones.

Fuente: gutenver.tv
Los pijos.

¿Cuántas veces al hacer tu maleta has dicho: “esto por si acaso”? El problema es que con las líneas de bajo coste, esos ‘por si acaso’ han quedado reducidos a la nada, a menos que quieras dejarte los ahorros pagando por exceso de equipaje. Pero los pijos no. Ellos pueden permitirse viajar con todo en la maleta (ni que decir que no tiene por qué limitarse a un solo bulto). Modelitos varios para todo tipo de ocasiones, calzado, peluquería, mascotaEl objetivo de su viaje, más que conocer su destino, desconectar de la rutina o divertirse es dejarse ver.

¿Dónde los verás? Nueva York, Ibiza, Milán, Goa

Los estresados.

No, éste grupo no lo forman los que planifican su viaje con el objetivo de alejarse de la rutina y desestresarse, sino todo lo contrario, es el mismo viaje el que les convierte en personas estresadas. Lo planifican todo, no dejan nada al azar ni nada por ver, conocen de antemano cada lugar, cada descuento, saben dónde, cómo y cuándo deben ir a según qué sitios. Sea cual sea el destino que escojan ten por seguro que, si viajas con alguno de ellos, realmente podrás decir que has estado en ése lugar. Eso sí, te costará recuperarte de la paliza después del viaje.

Sus destinos: Roma, París, Madrid, Barcelona, NuevaYork… en definitiva cualquier ciudad.

Los comodones.

Son los que van, como diría mi madre, a mantel puesto. Es decir, son los de la pulserita. Hotel, todo incluido, excursiones y salidas nocturnas, todo organizado para que nada quede al azar, aunque salvando las distancias con el tipo anterior. Aquí todo es más pausado: no hay horarios ni prisas, cada uno se acuesta cuando le apetece y no hay que correr para llegar a tiempo al desayuno porque siempre pueden subírtelo a tu habitación ¡o llevártelo a la piscina! 

Como para todos, hay diferentes versiones que van a depender, por supuesto, del presupuesto, por eso podrás verlos en: Canarias, Riviera Maya, Grecia

El aventurero.

Soltero, deportista y con un trabajo estable que económicamente les permita navegar por la Antártida, confundirse entre minorías étnicas, perderse en el Amazonas o escalar cualquier gran cordillera asiática. Puede que viaje en compañía de una sola persona: un amigo o pareja que comparta aficiones, pero generalmente es un solitario. Mochila al hombro, compran sus billetes de ida y vuelta y lo demás queda en el aire. Puede, incluso, que tengan que fregar en algún restaurante a cambio de comida.

Los verás en Tailandia, Botswana, Patagonia Argentina, Croacia


En definitiva, clasificaciones hay cientos, ¿se te ocurre alguno curioso que no hayamos comentado? Si quieres contarnos qué tipo de turista eres o tus destinos fetiche, ¡déjanos tu comentario!